San Blas-Canillejas vota el Plan Participativo

Tras casi cuatro décadas de democracia los vecinos empadronados en San Blas-Canillejas han tenido la oportunidad de votar del 13 al 19 de febrero sobre el futuro de la Gran Vía, el Madrid 100% sostenible, el billete único para transporte público o la remodelación de la Plaza de España. Pero también por lo estrictamente local en un Plan Participativo con competencias exclusivas de la Junta Municipal del distrito que asumirá las 10 propuestas más votadas.

Nos acercamos para ver la votación en las mesas preparadas en los centros públicos municipales, como es el caso del Centro de Mayores de la Ciudad Pegaso donde dos voluntarios con el ordenador en mano solicitaban como único requisito el DNI y el empadronamiento en el distrito para poder votar.

Votaciones en Simancas
Votaciones en Simancas

Sobre la mesa la urna de plástico, los sobres con las papeletas de la Gran Vía en color verde y otra de decide.madrid.es en color blanco donde se vota por un Madrid sostenible, un billete único para transporte público y la reforma para la Plaza de España con dos proyectos, aunque con la letra muy pequeña, casi ilegibles para personas mayores o con vista cansada.

Yo solo voy a votar por las cosas que atañen a Pegaso, estamos aislados y falta apoyo a nuestra colonia”, decía María, una de las personas mayores del centro. “No voy a votar por la Plaza de España porque no entiendo el proyecto y no me gusta meter la papeleta sin saber”, explicaba Antonio, también pensionista, que se levantó de su partida de cartas para acercarse a la urna.

Plan Participativo del distrito

En cuanto al Plan Participativo de Actuación Territorial los votantes tenían que marcar un máximo de diez propuestas de un total de 89 estrictamente locales, de ellas 22 son competencias de otras administraciones.

Educación, Equidad, Cultura, Comercio, Deportes, Medio Ambiente, Empleo, Urbanismo, Salud o Movilidad formaban el grueso de las propuestas previamente elaboradas y discutidas en las mesas de participación vecinales donde trabajaron las entidades sociales, vecinales, deportivas o educativas.

“Vamos a votar en el tema de Educación para la construcción de un IES en el barrio de Rejas porque es muy necesario y para que nuestros niños, todavía muy pequeños, no tengan que desplazarse en autobuses a centros lejanos”, esgrimía Lorena, madre joven del barrio.

Las propuestas son de todo tipo y condición sin pedir el cielo, son cosas factibles, muchas de ellas al alcance de la mano. “Ya era hora que pudiéramos intervenir y que nos pidieran opinión, no sé si podremos solucionar algo, pero desde luego es un primer paso”, subrayaba emocionada Laura, otra vecina de la Ciudad Pegaso.

El Gobierno de Ahora Madrid y las juntas de distrito estudiarán una a una las propuestas más votadas y se harán efectivas en el actual mandato. La democracia participativa ha dado un salto cualitativo y ya no hay quien la pare.

San Blas-Canillejas vota el Plan Participativo